Aunque los síntomas sean muy similares, no hay que confundir una piel deshidratada con una piel seca. Se trata de dos problemáticas cutáneas distintas. La piel deshidratada puede ser sólo un estado inusual y pasajero, que no tiene por qué asociarse crónicamente a un tipo de piel "seca", ya que una piel grasa puede también pasar por episodios de deshidratación.

Como usualmente se confunden entre sí ambos fenómenos y a veces terminamos formulando un autodiagnóstico erróneo, aquí te diremos cómo reconocer una piel deshidratada


Encontrarás más información sobre las pieles secas a muy secas aquí.

piel deshidratada

La deshidratación cutánea se caracteriza por sequedad en la piel, por una pérdida de esplendor, por una  sensación de ardor, comezón y persistente de tirantez, sobre todo después del aseo. Si el problema se agrava y no se le proporciona hidratación directa, también puede presentarse una piel escamada.

Mujer bebiendo agua

Pueden existir diversas causas para tener una piel deshidratada y éstas dependen de la persona, de su entorno, del ambiente al que su piel haya estado expuesta, como el clima, la contaminación, la exposición a rayos UV, ingesta de tabaco y alcohol e, incluso, a procesos hormonales. 

Pero, ¿cómo sucede exactamente la hidratación en la piel y en qué momento se pueden presentar fallas en el proceso?

Bueno, primero debemos saber que un cuerpo adulto está compuesto en un 65% de agua, cuyo 15% se encuentra contenido en la piel, órgano que está compuesto en un 70% de este líquido vital.

En el proceso de hidratación, el agua se desplaza de la dermis a la superficie, empapando las distintas capas al dispersarse. Natural y posteriormente, se presenta un fenómeno de evaporación natural del agua de la piel al que se le denomina PIA (pérdida insensible de agua).

Es así como la capa córnea (capa superior de la epidermis), naturalmente protegida por una película hidrolipídica en la superficie, frena el proceso de evaporación. 

Sin embargo, si se altera esta barrera fisiológica, la PIA se acelera y la piel se reseca; el agua presente en la dermis deja de circular hasta la epidermis y la película hidrolipídica ya no desempeña su función correctamente.

 

La piel es muy sensible a cualquier déficit de agua; por eso está dotada de un mecanismo de hidrorregulación y de los factores que la componen.

1) La hidrorregulación

Como ya sabes, el 70 % de la piel es agua y cerca del 75 % se encuentra en la profundidad de la dermis, donde el agua desempeña un papel importante en la resistencia de la piel.

La hidratación de la epidermis es producto de 2 elementos:

  • el agua estática, fija
  • y el agua dinámica, que circula

La hidrorregulación permite el equilibrio entre estos dos componentes acuosos, y es la única garantía de la integridad física y funcional de la piel. En la hidrorregulación intervienen 3 factores principales: 

 

  • los NMF (Natural Moisturizing Factors o factores naturales de hidratación)
  • los lípidos de la capa córnea 
  • y las acuaporinas
gotas de agua

2) Los factores de la hidrorregulación, los NMF (factores naturales de hidratación)

Por otro lado, los NMF son moléculas que fijan el agua en la capa córnea, las cuales son humectantes. 

Los NMF más conocidos son la urea y el ácido láctico, pero en la fabricación de cosméticos, otras sustancias utilizadas con las mismas propiedades son la glicerina y el xilitol.

 ¿Para qué sirven las acuaporinas?

Las acuaporinas por su parte, son los canales por los que circula el agua en el interior de la epidermis. Estas proteínas las producen los queratinocitos (células de la epidermis), que las insertan en su membrana para permitir el paso de las moléculas de agua. Esta circulación es indispensable para la piel. De hecho, la epidermis no está vascularizada.

Todos los elementos necesarios para la vida celular (sales minerales, vitaminas, elementos nutritivos) que la sangre vehicula hasta la dermis, llegan a la totalidad de las capas superficiales de la piel gracias a las acuaporinas. 

Entonces, sin las acuaporinas, la epidermis no se podría "alimentar".
 

Entonces, ¿cómo distinguir entre piel deshidratada y piel seca?

La piel deshidratada siempre es un estado transitorio y reversible con tratamientos adaptados.

En resumen, la deshidratación en la piel es una alteración de la capa superficial de la epidermis causada por la falta de agua. Esta ausencia de hidratación altera la función de barrera de la piel y conlleva malestar. 

Por otro lado, piel seca o muy seca, en cambio, es un estado constante, que define crónicamente un tipo de piel determinado, que carece tanto de agua como de lípidos, por lo que se le debe someter a un tratamiento hidratante especial.

Es recomendable que un dermatólogo diagnostique tu tipo de piel. Esto te ayudará a identificar los factores potenciales de deshidratación: un cambio en el entorno de trabajo, baños en piscinas, un jabón o gel de ducha agresivo, una enfermedad reciente, un tratamiento con fármacos (anticolesterolémico, por ejemplo).

Si se identifica claramente un factor responsable, habrá que corregirlo en la medida de lo posible, pero, si la piel es crónicamente seca, el o la profesional de la salud podrá recetar algún tratamiento.

tu piel - Consulta dermátologo

Aunque la deshidratación cutánea esté asociada a una mala circulación del agua en la piel, hay que garantizar la aportación hídrica y beber, al menos, un litro y medio de agua diarios. Esto es lo primero que debemos tomar al trazar una rutina de cómo hidratar la piel

También es recomendable tratar de mantener un ambiente sano en los interiores, evitando las estancias sobrecalentadas o climatizadas, que aceleran la evaporación.

Por otro lado, hay que optar en todos los casos por productos de higiene y cuidado no agresivos para la piel: cosméticos no detergentes (y, si es necesario, relipidizantes), productos hidratantes (en forma de leches, cremas, bálsamos, pomadas, aceites).

La cuestión es reducir la evaporación del agua y mantenerla en cantidad suficiente en la epidermis, pero también reparar la barrera cutánea alterada

 

hidratacion para la piel

Tanto para el cuerpo como para la cara, utiliza productos con pH adaptado, sin agentes tensoactivos agresivos para la piel, como jabones sin legía, del tipo syndet o bálsamo sobregraso.

En el rostro es necesario usar un jabón facial con propiedades hidratantes que no sean agresivos con el pH de tu piel.

Lava tu cara con ayuda de Bioderma

Dos veces al día, después de la higiene, no olvides aplicarte sistemáticamente y con suavidad un tratamiento hidratante y emoliente para reparar la barrera cutánea y reducir la sensación de tirantez.

Protégete si hace mucho frío o si vas a exponerte a los rayos UV. Hidrátate bien la piel después de la piscina, para reducir el efecto secante del cloro.

Para mantener específicamente la piel de tu rostro hidratada, se recomienda el uso de mascarillas para hidratar la cara, en especial las que contengan suero o ingredientes hidratantes y nutritivos. 

Para mantener tu piel lo más hidratada y saludable posible, existe la gama Hydrabio, productos formulados específicamente para contrarrestar temporalmente los efectos secundarios de la resequedad cutánea.

Bioderma nuestro compromiso con la salud de la piel

Por otro lado, si tu médico te diagnostica con piel seca, Bioderma te ofrece Atoderm, una gama completa de productos de higiene y de cuidado para el rostro y el cuerpo adaptados a las pieles secas, muy secas o con tendencia atópica. 

Estos productos son de uso diario, pero también como acompañamiento de un tratamiento para el eccema o los picores.

Siguiendo estos cuidados, podrás mantener tu piel sana e hidratada todo el año, sin importar las condiciones externas.

  • Higiene diaria sin aclarado

    Piel sensible deshidratada

    Patente Aquagenium

    Hydrabio H2O

    (3 opiniones)

    El agua micelar dermatológica que limpia, desmaquilla e hidrata.

    ¿Para quién?

    Adultos, Adolescentes

  • Atoderm Intensive Pain 150g, barra limpiadora para pieles secas
  • Higiene diaria con aclarado

    Piel sensible muy seca, irritada a atópica

    Patente Skin Barrier Therapy™

    Atoderm Intensive Barra

    (3 opiniones)

    Barra limpiadora suave anti-bacterial que calma la comezón.

    ¿Para quién?

    Para toda la familia (excepto recién nacidos prematuros)

  • Hydrabio-Serum-F40ml-28363-MAD-Juin-2020
  • Cuidado de día

    Piel sensible deshidratada

    Patente Aquagenium

    Hydrabio Sérum

    (6 opiniones)

    Brinda a tu piel el agua que necesita
    diariamente, devolviéndole su
    hidratación natural.

    ¿Para quién?

    Adultos, Adolescentes

  • Protección solar

    Piel normal a mixta

    PATENTE BIOPROTECCIÓN CELULAR

    Photoderm MAX Aquafluido tono dorado SPF 50+

    (1 opinión)

    Protector solar humectante y matificante
    con textura aquafluida refrescante

    ¿Para quién?

    Adultos, Adolescentes